M. Teresa Andruetto: “Escritor es quien convirtió las palabras en su problema”

18 05 2012

• Es la primera escritora argentina y en lengua castellana en recibir el Premio Andersen -conocido como el “Pequeño Premio Nobel”- •

DIARIO PRIMERA EDICIÓN 14-5-2012. Por Lara Schwieters

POSADAS. María Teresa Andruetto es la primera escritora argentina y en lengua castellana en recibir el Premio “Hans Christian Andersen” -al que algunos denominan el “Pequeño Premio Nobel” de la narrativa infantil-, un galardón internacional que entrega cada dos años la Organización Internacional del Libro Juvenil (IBBY), en Bolonia, Italia, como “reconocimiento a una contribución duradera a la literatura infantil y juvenil”. A pocas semanas de haber sido notificada del premio, la escritora cordobesa visitó Posadas para participar como especialista invitada en el postítulo en Literatura Infantil y Juvenil del Siglo XXI (LIJ), que se desarrolla en la Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales de la Universidad Nacional de Misiones (FHyCS-UNaM).
En ese marco, Andruetto brindó la charla “La mirada y la voz: cómo ingresar a un relato”  , el viernes en el Anexo de la FHyCS. “Un escritor es alguien que ha convertido a las palabras en su problema”, señaló ante más de 300 docentes, escritores y estudiantes de nivel secundario, terciario y universitario. 

En una entrevista con PRIMERA EDICIÓN destacó la importancia del espacio de capacitación que ofrece el LIJ para alentar las escrituras emergentes en todas las regiones del país.

El premio Andersen, es un reconocimiento internacional por su obra literaria para niños y jóvenes. ¿Escribir para ese público está relacionado con su labor como docente? 
En realidad no, porque muchas de las cosas que publiqué para chicos en realidad no las escribí pensando en chicos. Yo pienso poco en el “para quién” cuando escribo. Eso no me preocupa tanto, me preocupa el narrador, la coherencia interna del texto. Cuando eso está, como conozco bastante el mundo editorial argentino, imagino que eso podrá tener cabida en tal o cual editorial, entonces lo ofrezco a las que me parecen…igualmente a veces paseo por varias editoriales.

¿Ya que mencionó el mercado editorial, cuál es su mirada respecto a la calidad de los títulos?
Se edita mucho en Argentina, más de tres mil títulos por año. Ha aumentado mucho la calidad de la edición, de la ilustración, hay obras  -textos- muy interesantes pero yo creo que hay que achicar la brecha entre la cantidad de libros y la cantidad de buenos libros. Y por supuesto que mejorando la calidad de lectores va a mejorar la calidad de la edición.

¿Y en calidad de lectores, cómo  estamos actualmente? ¿Los docentes incentivan la lectura literaria en las escuelas?
Creo que actualmente hay un camino de crecimiento muy interesante y constante. Si lo comparo con el momento en que yo aparecí en el campo (literario), hace más de treinta años, de ahí para acá uno puede ver cómo la literatura va entrando a la escuela.

Pero ese acceso a la literatura y a los títulos de calidad disminuye a medida que uno se aleja de las grandes ciudades…
Más lejos se está de los grandes centros (urbanos), más difícil es dotar  (de libros) a las librerías, a las bibliotecas. Acá (por Posadas) estamos en una capital de provincia, pero si pensamos en un pequeño pueblo en el interior de una provincia, lejos de las ciudades, es difícil encontrar los libros y librerías. Y estar lejos de los grandes centros urbanos también hace más complejo encontrar espacios de capacitación docente, por eso es tan valioso que se desarrollen espacios como este (por el LIJ).

En relación a la distribución de los libros, ¿qué rol le cabe al Estado nacional? ¿considera que está atendiendo esta responsabilidad?
En cuanto a la distribución de libros, las políticas editoriales (privadas) no valoran lo suficiente este tejido nacional.
De todas maneras hay muchas instancias de crecimiento. Nunca el Estado ha comprado tantos libros como estos últimos años para dotar a las escuelas en distintos trayectos. El programa de CONABIP (Comisión Nacional de Bibliotecas Populares, del Ministerio de Cultura nacional) es muy bueno, por medio de convenios los voluntarios de las bibliotecas pueden comprar libros a mitad de precio en la Feria Internacional del Libro, eso es muy interesante, porque las bibliotecas traen libros, la gente los lee, los puede retirar, lo mismo con las escuelas.

Además de federalizar la distribución de obras literarias, también sería necesario alentar su producción en esos pueblos y ciudades de la periferia…
Es muy interesante desarrollar esos espacios (de producción literaria). Un escritor no se hace en un día ni en dos. Y es muy interesante como vos decís, que aparezcan las voces de distintos lugares del país, de esos escritores que producen en sus lugares, que editan en sus lugares. Y para eso uno tiene que pensar que hay una inversión a largo plazo generando espacios de escritura creativa y haciendo un trabajo sistemático en reuniones semanales o mensuales para alentar las escrituras emergentes de los incipientes escritores. Siempre pensando en que esa escritura se desarrolle también en el conocimiento de lo que se escribe en otros lugares del país, porque con ese enriquecimiento es como se potencia la escritura propia.

Charla abierta
En la charla abierta Andruetto desplegó “Algunas cuestiones sobre la voz narrativa y el punto de vista” (CLICK AQUÍ PARA DESCARGAR), conferencia que integra su libro “Hacia una literatura sin adjetivos” (Editorial Comunicarte, 2009).
“Narrar -un cuento o una novela-implica tomar una decisión sobre el punto de vista, es decir que si tengo una escena que me parece interesante para un cuento, no me siento a escribirla si no sé quién -qué narrador- la va a contar”, indicó la escritora, quien resumió que en definitiva “un escritor es alguien que ha convertido a las palabras en su problema” y que “todo el mundo usa tan tranquilo las palabras, menos quien escribe, cuando escribe”.
“En la narrativa, el narrador es la condición sine qua non para que se produzca el texto. Cuando leemos un cuento o una novela, no leemos hechos o anécdotas. Lo que hacemos es escuchar una voz que nos cuenta acerca de unos hechos; es decir que entre quien lee y lo que se cuenta hay una figura que es la del narrador. Esta voz narrativa está hecha de tres grandes aspectos: el narrador -quien narra, y si lo hace en 1ª, 2ª o 3ª persona-; la distancia o proximidad objetiva y subjetiva, temporal y geográfica que tiene en relación a los hechos; y el tono, que es el estado emotivo que impregna a ese narrador en el momento mismo del relato”. “Un escritor a la hora de escribir narrativa se parece un poco a un actor que se desviste de sí para ser otro. Sólo que el actor se desviste de sí para ser un personaje, en cambio el escritor se desviste de sí para ser un narrador, no uno de los personajes de la historia”, clarificó.

Sitios relacionados: El narrador y los puntos de vista en la literatura para niños y jóvenes (Fundación Teléfínica)

Sobre la escritora
María Teresa Andruetto interviene desde hace treinta años en el campo de la literatura infantil, donde trabajó en la formación de maestros, fundó centros de estudio y revistas especializadas, dirigió colecciones y participó en planes de lectura.
Los ejes de su obra, leída por adultos y jóvenes, se vinculan a la construcción de la identidad individual y social, las secuelas de la dictadura en su país y el universo femenino. Sus relatos han inspirado a otros artistas en la realización de libros objeto, cortometrajes, coreografías y otros. Más información: www.teresaandruetto.com.ar.

Sobre el premio Andersen
El nombre del premio deriva del escritor danés Hans Christian Andersen. Andruetto fue seleccionada entre 27 escritores nominados por las distintas secciones nacionales de IBBY de 32 países. Compartió la ronda final con otros cuatro finalistas: Paul Fleischman (Estados Unidos), Bart Moeyaert (Bélgica), Jean-Claude Mourlevat (Francia) y Bianca Pitzorno (Italia).
El galardón consiste en una medalla de oro y un diploma entregado por la reina de Dinamarca. Además se publica una Lista de Honor con una selección de novedades literarias de la autora de los dos años anteriores.
El único acercamientos a este premio lo había tenido María Elena Walsh cuando recibió una Mención Honorífica en el Congreso de IBBY, en 1994.

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: